GENTE QUE INSPIRA, INSPÍRATE, PELÍCULAS Y MÚSICA

NIÑOS QUE SIRVEN DE INSPIRACIÓN: Darci Lynne la joven ventrílocua

Darci-Lynne-ventriloquist-cuteandkids-blog

Darci Lynne es una niña que con solo 12 años ha conseguido vencer su timidez gracias a la ventriloquía, un arte que practica sobre el escenario con su adorable conejito blanco de nombre Petunia.

Vais a alucinar cuando escuchéis la voz de Petunia interpretada por Darci mientras canta “Summertime” y el desparpajo de esta pequeña sobre el escenario.

Cuando era pequeña, en mi país había dos ventrílocuos muy famosos. Los observaba con fascinación y no podía cerrar la boca de asombro cuando los escuchaba mantener una conversación con sus marionetas a un ritmo vertiginoso.

El espectáculo de Darci Lynne es increíble. No solo es ventrílocua, ¡es una auténtica cantante y una intérprete genial!

Darci-Lynne-Girl-ventriloquist-cuteandkids-blog

Cuando descubrí la noticia llamé a mi hija mayor para enseñarle el vídeo, le dije: mira esta niña es ventrílocua. Al momento me di cuenta de que no había escuchado esa palabra antes y que no tenía ni idea de lo que le estaba hablando. ¿Vuestros hijos saben lo que es un ventrílocuo?

La ventriloquía es el arte de hablar sin mover la boca o la cara. 

El ventrílocuo o la ventrílocua es la persona que puede hacer que su voz aparezca en otro lugar, normalmente un muñeco que representa una persona o animal.

Le estuve explicando lo que significaba ser ventrílocuo y luego le conté la historia de Darci. Al finalizar vimos el vídeo juntas y ni pestañeaba, estaba a-lu-ci-na-da: “Papá, ¡corre!, ¡ven! mira como canta esta niña sin mover los labios”. 

Darci empezó a practicer la ventriloquía hace un par de años, cuando le pidió a sus padres que le compraran una marioneta. Con 10 años tenía clarísimo que quería ser ventrílocua pero al principio a sus padres no les pareció una buena idea. Su padre nos contó que  “fue su persistencia la que nos dio una idea de que ser ventrílocua era su pasión.”

Darci Lynne Farmer era tímida, una niña terriblemente tímida. Hasta el punto de que cuando su padre le pedía en casa que cantara para él, ella le decía que no. Era tan tímida como para cantar incluso delante de su propia familia. Pero sus padres cedieron a sus deseos y le regalaron una marioneta por su décimo cumpleaños y ella empezó a ir a clases con una ventrílocua professional. El final feliz de esta historia ya lo conocéis, porque gane o no el show, ya ha conseguido superar su timidez, y eso ha sido una grandísima victoria. La dulce Petunia ayudó a Darci a encontrar su voz y a salir de la concha de su timidez.

Darci Lynne le pidió a sus padres que le compraran una marioneta para ayudarle a vencer su timidez.

“Quiero mantener el arte de la ventriloquía vivo, porque es algo que no es muy común hoy en día” le contó al jurado con desparpajo justo antes de interpretar su número con Petunia.

Darci y Petunia, la adorable conejita se metieron en el bolsillo  con su increíble actuación, al jurado y a toda la audience del programa America’s Got Talent. ¡Dadle al PLAY!

Mi hija no solo ha incorporado un nuevo término a su vocabulario sino que también ha descubierto una nueva disciplina artística que desconocía. Pero lo más importante: una vez más ha comprobado que uno debe perseguir sus sueños y no renunciar a ellos. La pasión y el duro trabajo siempre dan sus frutos.

Estoy segura de que después de haber leído este post os gustaría aprender a hablar sin mover los labios ¿a que sí? Aquí os dejamos un enlace para enseñaros algunos trucos para que lleguéis a ser unos grandes ventrílocuos.