DECO Y MOBILIARIO, INSPÍRATE

@celine_audetourdunchemin CASAS DE INSTAGRAM

Nuestra @CASADEINSTAGRAM de este mes es como un sueño hecho realidad. Un lugar mágico dónde los niños tienen espacio para jugar y los adultos se sienten relajados y en casa.

Situada en el norte de Francia, en la ciudad de Dunquerque, sus dueños, los fotógrafos @celine_audetourdunchemin and @cedric_addc, la renovaron de casa en ruinas a ese hogar dónde querrías mudarte sin dudarlo. Pasen y vean.

Celine y su familia compraron, allá por el 2009, una casa de los años 30 con mucho potencial, pero tan destartalada que nadie quería comprarla. La renovación ha ido lenta, pero segura, como esas que cuentan en las revistas de decoración y el resultado es de los de dejar con la boca abierta.

Lo que más me gusta no es el mobiliario, o la distribucción, sino que es una casa llena de detalles y arreglos decorativos, vignettes, que diría mi querida Emily Henderson. Es una casa tan llena de inspiración, que estamos seguros de que os va a encantar.

Venga, empecemos con la cocina, esa habitación que para mí es el centro y el alma de una casa. Nosotros pasamos tanto tiempo en la nuestra que siempre pienso en lo importante que es que sea acogedora y funcional. Con un montón de espacio de almacenaje, pero sin muchos trastos de por medio y fácil de limpiar. ¿Qué me decís de esta?

Me encanta el fregadero, pero sobre todo las baldosas hidráulicas del suelo, que os lo creáis o no, no venían con la casa. Celine las compró todavía llenas de cemento de un derribo y las limpiaron y acondicionaron para que puedieran convertirse en su suelo soñado (509 baldosas que limpiar es mucho amor puesto en una habitación)

Yo soy una auténtica fan de los antes/después, los before and after que dicen los angloparlantes, y este tenéis que verlo. Celine ha publicado muchas de las renovaciones en su blog. Pasaros a verlo y acordaros de cerrar la boca, porque se os va a abrir de par en par.

Si pasamos a su sala de estar, lo que más me gusta es cómo han recuperado y dado nueva vida a las chimeneas. Supongo que dadas las condiciones de la casa necesitarían una tremenda inversión para que pudieran utilizarlas de nuevo, pero es un recurso decorativo que me encanta. Eso y las enormes puertas de madera. ¡Impresionantes! La renovación, en este post.

Pero si tuviera que elegir cual es mi parte favorita de la casa, me quedo sin duda con los dormitorios.

El suyo es simple, pero tan relajante, que es verlo y me tumbaría en la cama a mirar los pájaros o las estrellas. Está situado en el ático de la casa y es relativamente nuevo. El tejado tenía goteras y el aislamiento era prácticamente inexistente, así que hasta que no lo arreglaron, 6 años después de mudarse, no le dieron ningún tipo de uso a esa parte de la casa. Una vez  solventado el tema del tejado, tardaron otros 6 meses en acondicionarlo y convertirlo en lo que véis. Si queréis ver el proceso,  pasen y vean.

Si os ha gustado, las habitaciónes de los peques os van a chiflar.

Mi favorita es la habitación de Paul. me encanta el recurso decorativo de pintar la pared sólo hasta la mitad y con efecto inacabado. Lo había visto en muchos blogs y revistas de decoración, pero aquí me gusta especialmente porque me recuerda al mar.

Como en las otras estancias, la habitación no está abarrotada de muebles, pero si de millones de detalles. Me he enamorado de ese escritorio de patas amarillas, que ocupa muy poquito espacio pero le da mucha personalidad a la habitación y me encanta como queda la caja llena de libros como mesilla de noche.

Pero, redobles de tambores, lo que hace que esta habitación sea un 10 sobre 10 es el columpio colgado entre la puerta y la cama. Un columpio Lillallunga hecho en Finlandia que me gusta tantísimo, que estoy considerando poner uno en nuestra casa. Si queréis saber más, ella lo explica aquí.

 

La habitación de Anna, la pequeña de la casa, está decorada en tonos rosáceos y es tan bonita, que parece sacada de un libro infantil antiguo. Podéis reiros, pero me recuerda a la habitación de Wendy en Peter Pan.

Todo es exquisito y delicado: sus vestidos, colgados en un caballete y formando parte de la decoración, la casa de muñecas, el carrito de bebé vintage y todos y cada uno de los detalles que decoran la embocadura de la chimenea.

Hay un detalle que Celine repite en otras habitaciones que me ha gustado especialmente.

Coloca una sóla hoja de papel pintado en una pared que ha dejado en color blanco, pero la combina con el color elegido para la habitación. La habitación no está completamente pintada o empapelada, pero si coordinada, lo que le da un toque super auténtico a las estancias.

Lo considero la opción perfecta para las personas como yo, amantes del color, pero indecisas y dubitativas de si podrán vivir “toda la vida” con ese papel estampado o ese tono tan vibrante. ¿Qué os parece? ¿Os gusta la idea u os horroriza?

Os invito a visitar la cuenta de Celine’s  y su  blog y disfrutar de todos los detalles y buen gusto que  rodean a ella y a su familia. Además es una excelente fotógrafa y da gusto pasearse por su galería o inspirarse en los outfits con los que viste a sus peques.

Su manera de ver la vida siempre me pone de buen humor y me llena de positividad, así que definitivamente es una de esas cuentas que tienes que conocer.

 

Más CASAS DE INSTAGRAM

Happy mum of two boys, always looking for the bright side of life. For more info, visit our ABOUT page