FOTOGRAFÍA Y FOTÓGRAFOS, INSPÍRATE

Donde viven los monstruos – #Storytimeloop

Instagram es una red social tremendamente creativa.

No paro de escuchar a gente quejándose de que se ha vuelto aburrida y previsible, pero a mí, no me deja de sorprender. Si no me crees, acompáñanos a descubrir a un grupo de fotógrafas que han decidido inmortalizar un cuento cada mes.

Han empezado con uno de nuestros favoritos: “Donde viven los Monstruos“. Y empieza así 

La noche que Max se puso su traje de lobo y se dedicó a hacer travesuras de una clase y de otra,

su madre lo llamó “¡MONSTRUO!” 

y Max le contestó “¡TE VOY A COMER!”

y lo mandaron a la cama sin cenar.

Esa misma noche nació un bosque en la habitación de Maxy creció y creció hasta que había lianas colgando del techo y las paredes se convirtieron en el mundo entero

y apareció un océano con un barco particular para él

y Max se fue navegando a través del día y de la noche

entrando y saliendo por las semanas, saltándose casi un año

hasta llegar a donde viven los monstruos.

@courtneyathome

Y cuando llegó al lugar donde viven los monstruos, ellos rugieron sus rugidos terribles y crujieron sus dientes terribles y movieron sus ojos terribles y mostraron sus garras terribles hasta que Max dijo

“¡QUIETOS!”

y los amansó con el truco mágico de mirar fijamente a los ojos amarillos de todos ellos sin pestañear una sola vez

y se asustaron y dijeron que era el más monstruo de todos 

y lo hicieron rey de todos los monstruos.

“Y ahora”, dijo Max, “¡que empiece la fiesta monstruo!”

“¡Se acabó!”, dijo Max,

y envió a los monstruos a la cama sin cenar.

Y Max, el rey de todos los monstruos, se sintió solo y quería estardonde alguien lo quisiera más que a nadie.

Entonces desde el otro lado del mundo lo envolvió un olor de comida rica
y ya no quiso ser el rey del lugar donde viven los monstruos.

Pero los monstruos gritaron “¡Por favor no te vayas, te comeremos, te queremos tanto!”

y Max dijo “¡No!”

Los monstruos rugieron sus rugidos terribles y crujieron sus dientes terribles

y movieron sus ojos terribles y mostraron sus garras terribles,

pero Max subió a su barco particular y les dijo adiós con la mano
y navegó de vuelta

saltándose un año

entrando y saliendo por las semanas
atravesando el día,

hasta llegar a la noche misma de su propia habitación

Donde su cena lo estaba esperando

y todavía estaba caliente.

FINAL

Podéis descubrir a todas las fotógrafas y fotografías que colaboran siguiendo el hagstag  #storytimeloop.

A mí me ha gustado tanto que ya estoy esperando a ver con que nos deleitan el mes que viene. ¿Y a tí?

Imagen destacada de  @meg_nlo

Mami de dos chicos muy felices. Siempre a la búsqueda de la cara divertida e interesante de la vida.

Para saber más de mí, visita nuestra sección QUIENES SOMOS